#Lookcionario: convierte tu clóset en negocio con las inversiones correctas

Cuando hablamos de inversión, unos piensan en propiedades y otros en acciones, pero hay una opción que podría estar colgada en tu clóset

Compartir

La moda realmente puede ser una inversión a largo plazo. Obviamente no cualquier prenda califica, pero tu amor por las compras se podría convertir en un negocio y aquí te decimos cómo.

¿Qué hace que la moda valga oro?

Si es vintage…
Una pieza de ropa se vuelve una antigüedad si tiene más de 100 años y vintage si tiene mínimo 20. Con el paso de los años su valor va aumentando. ¡Ojo! Lo retro es algo nuevo inspirado en otra época, no algo viejito, como la falda de cuando ibas al antro en la prepa.

Si hay pocas en el mundo…
Este tipo de piezas ganan mucho valor porque hay pocas y las que hay son extremadamente raras. Por ejemplo, una Chanel Lego Bag se vende muy por arriba de lo que cuesta porque es súper difícil de conseguir ¡y está hecha de plástico! Te puede salir en más de 8,000 euros. Causó impacto, hay pocas, es memorable y deseada, por eso es tan especial e irresistible para los coleccionistas.

Si son limited edition…
Se trata de piezas con diseños exclusivos y con un stock limitado, las cuales llegan a agotarse a tan solo minutos de salir a la venta. Cada año, marcas como low cost como H&M y Target se alían con grandes diseñadores -desde Versace y Alexander Wang hasta Maison Margiela y Victoria Beckham- para sacar colecciones limitadas que son un hitazo por sus piezas única a precios accesibles que se agotan en un abrir y cerrar de ojos. Esas se terminan revendiendo online por varios dólares más de su precio original, aun después de que pasa la euforia.

Si es de lujo…
Si tienen metales o piedras preciosas o son hechas a mano con un proceso artesanal. Por ejemplo, los relojes de oro de Rolex y las bolsas de piel de Chanel son una súper inversión porque nunca pierden su valor y los puedes vender de volada.

Inviértele

Si quieres empezar a ganar dinero con moda, hazlo con piezas que te van a durar toda la vida y que SÍ vas a usar, aunque con harto cuidado. Si no las cuidas, por más caras y exclusivas que sean, en un futuro no te van a servir de nada porque pierden su valor.

Blazer/Saco negro: siempre va a levantar un outfit, ya sea con jeans y una t-shirt, con pantalón de vestir o un vestido. No pasa de moda y no importa la temporada u ocasión, siempre lo puedes usar.

Bolsa de diseñador: si ya vas a gastar, decídete por un pieza de súper calidad y estilo suficiente para elevar el look ¡por años! Solo recuerda siempre guardar el certificado de autenticidad, además de la caja y la bolsita de tela donde vienen para que valgan más.

Joyería icónica: hay piezas que simplemente nunca pasan de moda, elige una que sea sencilla, elegante y ecléctica. Si la compras como inversión piensa en algo que no sea de nicho, imagínate lo difícil que sería vender un anillo del Super Bowl si ni tú sabes qué es un touchdown, mejor algo que le pueda gustar a cualquier persona.

Reloj de lujo: las marcas más reconocidas tienen los modelos más clásicos. Son lo mejor para invertir porque al ser atemporales, es más probable que les gusten a posibles compradores en el futuro. Escoge uno que te acompañe por el resto de tu vida y que después puedas heredar.

Tacones clásicos: si te gusta caminar con altura, un par de pumps básicos, unos stilettos puntiagudos o unas buenas sandalias en negro o nude deben estar en tu clóset.

 

¿Te gustó esta nota? Califícala

1 Star2 Stars3 Stars4 Stars5 Stars (No Ratings Yet)
Loading...

Sé el primero en comentar este artículo

Dejar una respuesta