7 tips para lavar correctamente tu pelo

La salud de tu pelo empieza en la forma en que lo lavas, así que échale un ojo a esto

Compartir

¿Crees que lavarte el pelo no tiene chiste? Estás muy equivocado. Tu técnica de lavado es básica para la salud de tu melena, de ahí depende qué tanto se te cae, qué tan dañado lo tienes y qué tan rápido te crece, así que pon atención.

Enjuágalo bien

Tienes que enjuagar tu pelo muy bien antes de ponerte shampoo. El shampoo hace más espuma en el pelo mojado y se esparce de manera uniforme. Vas a ver que necesitas menos shampoo de lo normal si lo mojas bien desde antes. 

¡Aguaaas con la temperatura! 

El agua hirviendo reseca hasta las ideas, usa agua tibia, te ayudará a abrir las cutículas del para que el shampoo pueda penetrar más profundamente y eliminar la suciedad y la grasa del cuero cabelludo. Las cutículas abiertas también podrán absorber mejor los productos que usas. 

Hazte coco wash

La cabeza es la que necesita más atención mientras la lavas, por lo general las raíces suelen ser las más grasosas. Las puntas son comparativamente más secas y terminan deshidratadas después de lavarlas tanto taaanto. Así que concéntrate en limpiar el cuero cabelludo y enjuaga las puntas con lo que caiga, pero no pongas más shampoo sobre las puntas.

A fuerzas ni los zapatos… 

Nunca frotes con las uñas, eso puede causar abrasiones y atraer infecciones. El pelo es mucho más vulnerable cuando está mojado; por lo tanto, tienes que frotar con las yemas de dos dedos de forma circular, esto estimulará la circulación sanguínea y evitará que se enrede, se rompa o que se debiliten los folículos.

No se vale repetir

No es necesario lavarse dos veces con shampoo antes del acondicionador. Lavar dos veces tu pelo (o más) quitará el aceite natural y afectará el crecimiento. A veces se cree que por lavarlo dos veces obtendrás una mayor limpieza ¡es mentira!

De medios a puuntas

Nuuunca apliques el acondicionador desde arriba, eso hará que las raíces sean más grasosas de lo que son naturalmente. Es importante que lo dejes actuar por dos o tres minutos. Si aguantas lávate con agua fría para quitar el acondicionador, te ayudará a cerrar las cutículas y retener la humedad. 

¡No lo frotes!

No frotes tu pelo con la toalla para secarlo. Lo ideal es envolverlo y dejarlo en paz, nada de frotarlo. Hay toallas de fibras especiales que son buenísimas y especiales para que el pelo pueda absorber el agua sin dañar la cutícula.

¿Te gustó esta nota? Califícala

1 Star2 Stars3 Stars4 Stars5 Stars (8 votes, average: 5.00 out of 5)
Loading...

Sé el primero en comentar este artículo

Dejar una respuesta